Recomendaciones y cuidados para protegernos y disfrutar este verano en Castilla-La Mancha

Durante los meses más cálidos es importante seguir una serie de recomendaciones para prevenir por ejemplo, los efectos causados por el exceso de temperaturas sobre la salud o las picaduras de insectos

Sanidad 20 de julio de 2020

Cómo afrontar el calor

– Evite la práctica de deporte y actividades que requieran un esfuerzo físico durante las horas centrales del día. 

– Si tuviera que salir de casa o exponerse al sol por motivos laborales, además es recomendable alternar con periodos de descanso a la sombra y mantenerse hidratado, beba con cierta frecuencia.

– Recuerde que es esencial el uso de gorras, sombreros y ropa holgada, a ser posible clara y de algodón. – Para proteger los ojos es importante no olvidar ponerse las gafas de sol con filtros homologados frente a radiaciones ultravioletas.

En casa:

– Mantenga fresca su vivienda, por debajo de los 32ºC durante el día y de los 24ºC durante la noche. Esto es especialmente importante en los hogares donde residen personas mayores de 60 años, niños y enfermos crónicos o encamados.

– Cierre las persianas y las cortinas de las fachadas expuestas al sol. Permanezca en las estancias más frescas.

– Mantenga las ventanas cerradas si la temperatura exterior es superior a la interior.

– Refrésquese cada vez que lo necesite, tome baños y duchas frías. Si no es posible, una alternativa son los baños fríos de pies, toallas frescas o envases refrigerados (bolsas con hielo).

– Apague la luz artificial y los aparatos eléctricos siempre que sea posible.

– Abra las ventanas durante las horas más frescas (por la noche, la madrugada y durante las primeras horas de la mañana).

Alimentación:

– Beba líquidos en abundancia (agua o zumos), aunque no sienta sed.

– Procure no tomar bebidas con alcohol, cafeína y azúcar.

– Evite comidas copiosas. Haga varias comidas al día, incluyendo frutas y verduras (salvo en caso de diarrea).

– Mantenga sus medicamentos en un lugar fresco.

Si usted percibe malestar, mareo, dolor de cabeza, náuseas, vómitos, sensación de calambre y sudoración excesiva, principalmente, se recomienda suspender durante varias horas la actividad que se estuviera haciendo, refrescarse, y descansar en un lugar fresco, beber agua y zumos de frutas. Si esta situación persiste, y sobre todo si se toman medicamentos, consulte con su médico y no dude pedir ayuda a alguien cercano o llamar al teléfono de emergencias 112. 

En la piscina

Antes de entrar en el agua es aconsejable respetar las dos horas de digestión para evitar la hidrocución, lo que se conoce como ‘corte de digestión’. La hidrocución se produce como consecuencia de bañarse durante el periodo de digestión pero también por la exposición prolongada al sol antes del baño, tras un esfuerzo físico intenso o tras una sudoración excesiva.

Por ello, es recomendable no entrar de golpe en el agua. Antes de comenzar el baño el cuerpo debe ir adaptándose a la temperatura, para lo cual es conveniente mojarse la nuca y las extremidades.

-Cuando una persona sufre un corte de digestión puede presentar malestar, sensación de mareo, náuseas y vómitos, sudoración y palidez. En los casos más graves el pulso se hace más débil y baja la tensión de forma acusada, incluso llegando a producirse una pérdida de conocimiento. En estas situaciones es necesario trasladar a la persona a un servicio de Urgencias o llamar al teléfono de emergencias 112.

En cualquier caso es esencial hidratarse, por lo que se debe ingerir líquido cada poco tiempo. Con la práctica de ejercicio o juegos en este entorno también se suda, por lo que el cuerpo pierde agua.

No entre de golpe en el agua, antes de bañarse es recomendable mojarse la nuca y las extremidades.

En la piscina, además de seguir las recomendaciones de los apartados anteriores, es esencial ducharse antes de ir al agua para eliminar gérmenes y partículas (cremas, pelos,…). Es recomendable hacerlo también después del baño, pues el agua de las piscinas está tratada con distintos productos que pueden secar la piel. Además, de esta forma quitaremos posibles agentes infecciosos que no han sido eliminados con el cloro.

Para prevenir infecciones en los pies se debe utilizar zapatillas de goma, tanto en la zona de la piscina como en los vestuarios y duchas. Es muy importante secarse bien después del baño, especialmente los espacios entre los dedos de los pies.

Asimismo, se debe evitar tragar agua de la piscina. Los productos químicos que se utilizan para su mantenimiento pueden provocar afecciones gástricas.

Para evitar resbalarse y posibles lesiones es importante no correr por la piscina y zonas mojadas, especialmente por el borde de la misma. Se deben evitar juegos peligrosos dentro del agua y bordillos como empujones o aguadillas y advertir a los niños de las zonas de mayor y menor profundidad para evitar zambullidas peligrosas.

Para prevenir infecciones es aconsejable ducharse antes y después del baño, así como utilizar zapatillas de goma en la zona de la piscina y en vestuarios y duchas.

Frente a las picaduras de insectos

Si el riesgo de picadura es nulo o muy bajo deben minimizarse las medidas de protección. En caso de que el riesgo de picadura fuera considerable se pueden adoptar las siguientes medidas:

– Se recomienda vestir ropa de manga larga y pantalón largo, sobre todo en el exterior, evitando llevar colores oscuros, ya que estos atraen a los mosquitos. Los repelentes aplicados sobre la ropa dan una protección extra.

– En las partes del cuerpo que no estén cubiertas por la ropa, usar repelentes de insectos a base de Dietiltoluamida (DEET), Picaridina o IR3535. Los repelentes se deben usar cumpliendo las instrucciones del fabricante y sin exceder las dosis establecidas.

– Dormir en habitaciones con aire acondicionado (si es posible) y con ventanas protegidas con mallas antimosquitos.

– Usar mosquiteras  y repelentes eléctricos de mosquitos (con piretrinas sintéticas) o espirales antimosquito con piretrina..

– Es conveniente, junto con el uso de mosquiteras, rociar la habitación con insecticida de acción rápida o difusores eléctricos cuya protección dura 8-10 horas con la habitación cerrada.

– Los dispositivos que funcionan con ultrasonidos son mucho menos eficaces.

– Los insecticidas actúan matando al mosquito mientras que los repelentes de insectos protegen de las picaduras de los insectos mediante el empleo de sustancias químicas pero no los matan.

También te puede interesar:

El tiempo

JCCM TURISMO GASTRONÓMICO

Hotel Intur ConcertINtur

BANNER CRIPTANA ARTE ENTRE GIGANTES

BANNER DIPUTACIÓN yo compro aquí

VILLACAÑAS CULTURA Y COMERCIO

Audi-Q2-30-TDI-Sport-S-Tronic-85-kW-116-CV

Ayo Alcázar Cita Previa

Infocam Incendios

Aguas de Alcázar

Cerrajeros Express

Plátanos Molina