Castilla-La Mancha alcanzó en 2019 el máximo histórico de donantes de órganos y tejidos, con un incremento del 44 por ciento

Se han registrado 85 donantes de órganos y tejidos, 1.310 nuevos donantes de médula ósea y 15 donantes de tejido ocular. La tasa interanual de donación se ha situado en 42 donantes por millón de habitantes, casi trece puntos más que en 2018

La Comunidad Autónoma de Castilla-La Mancha ha alcanzado el máximo histórico de donantes de órganos y tejidos, con 85 donaciones durante el año 2019, lo que supone un aumento del 44 por ciento con respecto al mismo periodo del año anterior. Un récord que ha sido posible gracias a la generosidad de las familias castellano-manchegas, al trabajo en equipo de los profesionales sanitarios y a la concienciación de todos los servicios de los hospitales del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM).

Castilla-La Mancha es una de las comunidades autónomas donde más ha crecido la donación de órganos durante el último ejercicio, en concreto, la segunda, después de Aragón, tal y como reflejan los datos de la Organización Nacional de Trasplantes (ONT), al pasar de 59 donantes de órganos y tejidos en 2018 a 85 en 2019. En este periodo, la tasa interanual de donación se ha situado en 42 donantes por millón de población, casi trece puntos más que en 2018.

En los últimos años, se viene trabajando en la obtención de donantes a corazón parado o en asistolia, que son aquellos diagnosticados de muerte por el cese irreversible del latido cardíaco y de respiración espontánea durante más de cinco minutos, y en el último año, los donantes en asistolia en la región casi se han triplicado.

Según los datos registrados por la Unidad Autonómica de Coordinación de Trasplantes del SESCAM, de los 85 donantes de órganos, 22 han sido en asistolia (trece de ellos en Albacete y nueve en Toledo), cuando el total contabilizado en el año 2018 fueron nueve.

Por centros hospitalarios, en 2019, de los 85 donantes de órganos y tejidos, 30 se registraron en el Hospital General Universitario de Albacete (un incremento del 36,3 por ciento respecto a 2018); en el Hospital General de Ciudad Real, 9 donantes; un donante en La Mancha Centro; 33 donantes en el Hospital Virgen de la Salud de Toledo (un 94 por ciento más que en 2018); 2 donantes en el Hospital Nuestra Señora del Prado de Talavera de la Reina; 5 en el Hospital Universitario de Guadalajara (un 150 por ciento más) y otros 5 en el Hospital Virgen de la Luz de Cuenca (un 66 por ciento más que en 2018).

Donantes de médula ósea y de tejidos

En cuanto a las donaciones de médula ósea, en 2019 el registro de nuevos donantes ha sido de 1.310, 58 más que el año anterior. Castilla-La Mancha se ha sumado a campañas nacionales como ‘Un match x la vida’, que el SESCAM llevó a la Universidad regional para informar a los jóvenes sobre la importancia de donar médula ósea.

Por otro lado, en los hospitales castellano-manchegos, se han registrado quince donantes de tejido ocular, seis en Hellín, tres en Mancha Centro, otros tres en Guadalajara, dos en Toledo y uno en Albacete.

Durante el año pasado la Unidad Autonómica de Trasplantes ha organizado diversas campañas de información en eventos deportivos y de otro ámbito, como mesas informativas en la Feria de Artesanía. El máximo histórico de donantes de órganos alcanzado durante el año pasado es, para el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha, un incentivo más para incrementar los esfuerzos y las campañas para seguir mejorando.

Así, se realizarán acciones especiales de información y concienciación en aquellas zonas donde se siguen registrando tasas importantes de negativas familiares. En este sentido, hay que señalar que, durante el año pasado, las negativas familiares a la donación de órganos se situaron en el 27,6 por ciento en el caso de muerte encefálica y en el 22 por ciento si se incluye tanto muerte encefálica como asistolia.

También te puede interesar: